Rumiantes.com
Sin comentarios

Se registra una Proposición No de Ley (PNL) en el Congreso para añadir a los veterinarios en los Sistemas de Vigilancia de Salud Pública

El pasado domingo 3 de abril los veterinarios españoles salieron a las calles de Madrid a reivindicar sus derechos como profesionales sanitarios, entre otras muchas peticiones. Estas quejas ya fueron trasladadas, pero sin resultados, en otra manifestación el 17 de noviembre del 2017.

El Grupo Parlamentario de Ciudadanos insta al Gobierno de Pedro Sánchez a incorporar a los veterinarios y a las organizaciones que los representan, a los sistemas de: Prevención, Vigilancia, Alerta y Respuesta Temprana ante cualquier crisis de salud pública, haciendo hincapié a su gran labor de vigilancia en la salud animal, que a su vez previene la salud pública.

De la misma manera, solicitan que se integren en el nuevo Centro Estatal de Salud Pública las competencias de sanidad animal y vegetal que hoy por hoy se hallan orgánicamente bajo el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, “para asegurar una correcta implicación de los profesionales veterinarios en las actuaciones que se diseñen para hacer frente a retos de salud pública en España”.

 

Al mismo tiempo, invitan a coordinar, junto con las comunidades autónomas, la Asociación Mundial Veterinaria y el Consejo General de Colegios Veterinarios de España, campañas de sensibilización y concienciación de la sociedad española sobre la importancia que realizan estos profesionales sanitarios.

EL MARCO LEGAL ESPAÑOL

La primera regulación de las profesiones sanitarias en España se produjo mediado el siglo XIX, pues ya el Reglamento para las Subdelegaciones de Sanidad Interior del Reino, de 24 de julio de 1848, determinaba que el ejercicio de las profesiones de Medicina, Farmacia y Veterinaria estaba comprendido dentro del ramo de la Sanidad.

En el punto 2 del articulo 8 de la Ley 14/1986, de 25 de abril, General de Sanidad, dice lo siguiente:

«Asimismo, se considera actividad básica del sistema sanitario la que pueda incidir sobre el ámbito propio de la Veterinaria de Salud Pública en relación con el control de higiene, la tecnología y la investigación alimentarias, así como la prevención y lucha contra la zoonosis y las técnicas necesarias para la evitación de riesgos en el hombre debidos a la vida animal o a sus enfermedades.»

En la Ley 44/2003, de 21 de noviembre, de ordenación de las profesiones sanitarias, marca claramente que, los veterinarios pertenecen dentro del grupo de profesiones sanitarias:

Artículo 2:

2. Las profesiones sanitarias se estructuran en los siguientes grupos:

a) De nivel Licenciado: las profesiones para cuyo ejercicio habilitan los títulos de Licenciado en Medicina, en Farmacia, en Odontología y en Veterinaria y los títulos oficiales de especialista en Ciencias de la Salud para Licenciados a que se refiere el título II de esta ley.

 

Artículo 6:

2.d) Veterinarios: corresponde a los Licenciados en Veterinaria el control de la higiene y de la tecnología en la producción y elaboración de alimentos de origen animal, así como la prevención y lucha contra las enfermedades animales, particularmente las zoonosis, y el desarrollo de las técnicas necesarias para evitar los riesgos que en el hombre pueden producir la vida animal y sus enfermedades.

CARTA DE LA PRIMERA  MANIFESTACIÓN VETERINARIA

En el año 2017, Juan Carlos Alonso, entonces presidente de la Federación Estatal de Sindicatos Veterinarios (Fesvet), envió una carta al Presidente del Gobierno en funciones (Pedro Sánchez), trasladándole las reivindicaciones del sector veterinario.

En esta carta ya le recordaba  “la grave situación y dificultades por las que está atravesando la profesión veterinaria en el conjunto del Estado Español”. Justificaba el por qué de la manifestación de ese año, motivo que no ha cambiado este último: “Para reclamar lo que legítimamente nos corresponde, que no es otra, que la consideración de sanitarios en toda la extensión de la palabra”.

“Como botón de muestra, sirvan de ejemplo las intoxicaciones y toxiinfecciones alimentarias de este verano. Recordemos la listeriosis, el botulismo o la salmonelosis entre otras muchas que, con gran impacto mediático y sobresalto social, mantuvieron en alerta a la sociedad española y a la europea”, recordaba.

En la carta añadía que, “una vez resuelta la crisis, a los actores principales de su control, a los que las previenen y resuelven, a los garantes de la seguridad alimentaria y, en definitiva, a una de las piezas fundamentales de la Salud Pública, a los veterinarios, se les vuelve a olvidar y se tornan invisibles de nuevo”.

Han pasado ya 5 años de dicha carta y el Gobierno de P. Sánchez no ha hecho nada ante tales peticiones, dejando pasar una pandemia mundial de origen animal, en la que los veterinarios:

Tenían un conocimiento más que suficiente y

Estaban más que preparados para poder gestionar:

 Con su larga experiencia en control de enfermedades infecciones en grandes poblaciones,

 Y su conocimiento en zoonosis.

PETICIÓN DE CIUDADANOS

 

Ciudadanos manifiesta que, hoy en día, el marco legal español reconoce a los veterinarios ese estatus de profesionales sanitarios, pero la verdad es que en la práctica ese reconocimiento no es real.

Que los veterinarios no estén incluidos en los sistemas de alerta y detección temprana de posibles emergencias sanitarias es un ejemplo claro de esta falta de reconocimiento que llevan ya años reclamando.

La pandemia del coronavirus ha demostrado claramente lo importante que es la labor de estos profesionales y lo esencial que es unificar los procesos de salud animal con los de la prevención y detección de riesgos para la salud pública.

Nos afirman y recuerdan, igual que lo hacen los propios veterinarios u organizaciones internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS), que las próximas epidemias, e incluso nuevas pandemias, serán de origen animal, zoonosis.

EL MARCO NORMATIVO LOS RECONOCE, PERO ENIGMÁTICAMENTE SE SUPRIMEN

El grupo parlamentario alega que «nuestro marco normativo reconoce esa labor de los veterinarios como profesionales sanitarios, sin embargo, la práctica es lo que hace que permanezcan excluidos de los sistemas de prevención y respuesta rápida ante crisis sanitarias. Esta inexplicable exclusión es lo que los profesionales veterinarios demandan que se modifique con sus movilizaciones”.

Mantienen que la petición llega, al mismo tiempo, “en un contexto propicio”, ya que el Gobierno de España definitivamente ha decidido implantar un Centro Estatal de Salud Pública dando cumplimiento a las provisiones de la Ley 33/2011, de 4 de octubre, General de Salud Pública. Siendo conscientes del papel fundamental que tiene la veterinaria para prevenir los problemas de salud pública, han preguntado que función se dará a la salud animal y vegetal dentro de las competencias de este futuro Centro Estatal de Salud Pública.

Han señalado que los veterinarios son: «los profesionales que se ocupan del cuidado de nuestras mascotas, y esa labor merece nuestro reconocimiento. Sin embargo, los profesionales veterinarios se ocupan de mucho más, y tienen un papel decisivo sobre la protección de nuestra salud frente a patógenos y emergencias sanitarias que están presentes ya en el mundo animal y pueden suponer un cambio drástico en nuestra forma y calidad de vida si llegaran a afectar a los seres humanos”.

 

Fuentes:

Prescrivet

Portal Veterinsaria

Infosalus

 

 

La entrada Los Veterinarios llegan al Congreso de la mano de Ciudadanos se publicó primero en Rumiantes el portal de rumiNews.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat